Los campos de concentración de Castro
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.

Lo natural es la sinceridad, no las apariencias

Lo natural es la sinceridad, no las apariencias
septiembre 30, 2015 6:06 am·
1
El Cerro, La Habana, Rogelio Travieso, (PD) Monseñor Pedro Meurice
Estiú, cuando era obispo de Santiago de Cuba, hace 17 años, ante su
Santidad Juan Pablo II expresó: “Le presento a un número creciente de
cubanos que han confundido la Patria con un Partido, la nación con el
proceso histórico que hemos vivido en las últimas décadas y la cultura
con una ideología”.

Quien escribe estas cuartillas, considera que Jesucristo fue un hombre
de bien. Creo también que este mundo tan complejo es regido por una
fuerza superior muy distinta a la fuerza erróneamente reconocida como
superior en la sociedad cubana, según aparece en la Constitución de la
República. La única fuerza superior verdadera debería ser lo que
conocemos e identificamos con el nombre de Dios.

No profeso religión alguna, pero creo que es muy importante que los
pueblos tengan fe y practiquen cualquiera de las religiones existentes,
siempre que estas busquen el bien común de las personas y de la
humanidad en su conjunto. Sin fanatismos, fundamentalismos ni ánimos de
lucro.

En los casi cuatro días que duró la visita del Papa Francisco, no todo
fue sinceridad en los medios oficialistas, muy especialmente la
Televisión Cubana. Algunos periodistas y conductores, en otras
oportunidades han tenido otra manera de comportase, una que deja mucho
que desear por su postura radicalmente a favor de un régimen que ha sido
ateo completamente y que tiempos atrás, antes del derrumbe comunista,
fueron en ocasiones crueles contra cualquier manifestación religiosa.

¿Ya olvidamos aquellas planillas “cuéntame tu vida” que había que llenar
para trabajar o estudiar, donde de manera discriminatoria se preguntaba:
“¿Tiene Usted alguna creencia religios? Diga cuál y si es practicante”.

¿Ya olvidamos los planes de la calle frente a las iglesias? ¿Ya
olvidamos los religiosos que fueron enviados a las UMAP?

No se podía estudiar en la Universidad si se era consecuente practicante
público y no se mentía negando la fe. Traía malas consecuencias usar
crucifijos y medallas religiosas. Por temor, en las casas se escondían
los santos dentro del escaparate.

Se olvidó que en la clausura del último Congreso de la CTC, los
delegados se cogieron de las manos y cantaron la Internacional, que en
una de sus estrofas expresa: “Ni César, ni burgués, ni Dios”.

Algunos periodistas oficialistas van como las olas del mar, hacia donde
bata el aire.

En la actualidad hay quienes cierran los ojos, cuando ven que las turbas
agreden y hacen daño a sus semejantes, cuestión esta no acorde con los
que practican las enseñanzas de Cristo.

Las Brigadas de Respuesta Rápida de hoy son como los que crucificaron a
Cristo.

Hay que destacar la naturalidad del Papa Francisco, su bondad,
sencillez, afecto por los niños, los desvalidos y demás personas. Por
donde pasó, su huella será imborrable.

Sinceridad real hubo en las palabras que pronunció un joven en el
encuentro del Papa Francisco con los jóvenes católicos en el Centro
Félix Varela. Fue algo digno de admirar. Mostró mucha receptividad el
auditorio por lo expresado. Quedó demostrado que el régimen con su
política excluyente, continúa aislándose.

Las misas todas, en especial las de Holguín, El Cobre, Santiago de Cuba,
con la intervención en esta última de Monseñor Dionisio García,
presidente de la Conferencia de Obispos de Cuba, estuvieron llenas de
amor, emoción y sinceridad. En todas hubo muestras sinceras de un pueblo
que quiere recuperar sus maneras de tiempos atrás: la fe, la hermandad
por encima de las ideologías, el respeto al prójimo, las buenas costumbres.

Sabemos que en algunos todo es apariencia. Hay personas que primero
debieran al menos pedir perdón por apoyar algo muy malo. Pienso, por
ejemplo, en algunos intelectuales y artistas que apoyaron con sus firmas
el encarcelamiento de los 75 de la Primavera Negra y el fusilamiento de
los tres jóvenes que secuestraron la lancha de Regla.

Los medios oficialistas se han excedido en la visita del Papa. Al
parecer, se esfuerzan en dar la impresión de que son comprensibles con
el tema religioso. ¡Con lo muy drásticos que fueron en tiempos pasados a
la hora de respetar y aceptar las creencias de los demás!

Alguien dijo con mucha razón que los cubanos, o no llegan, o se pasan.

Está bien perdonar, reconciliarnos, pero no olvidar.

Lo natural es la sinceridad, no las apariencias.

rogeliot@nauta.cu; Rogelio Travieso
*Partido Liberales de Cuba

Source: Lo natural es la sinceridad, no las apariencias | Primavera
Digital –
http://primaveradigital.net/lo-natural-es-la-sinceridad-no-las-apariencias/

Tags: , , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *