Los campos de concentración de Castro
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.

Conmemoración del 50 aniversario de la creación de las UMAP

Conmemoración del 50 aniversario de la creación de las UMAP

Se conmemoró la creación de uno de los hechos más nefastos en la
historia de Cuba.
Tuvo lugar en el Memorial Cubano con la asistencia de las víctimas
Estuvo organizado por la Asociación UMAP
ARTURO ARIAS-POLO
aarias-polo@elnuevoherald.com

El sábado se conmemoró en Miami uno de los hechos más nefastos en la
historia de Cuba: el 50 aniversario de la creación de las UMAP (Unidades
Militares de Ayuda a la Producción), los campos de trabajo donde fueron
confinados miles de jóvenes cubanos por sus convicciones políticas, sus
creencias religiosas y sus preferencias sexuales.

El evento tuvo lugar en el Memorial Cubano. Estuvo organizado por la
Asociación UMAP, creada en 1995.

“Se trata de uno de los episodios más bochornosos que han ocurrido en la
historia de Cuba”, expresó Emilio Izquierdo, de 67 años, coordinador de
la organización y uno de sus fundadores, quien, minutos antes, explicó a
el Nuevo Herald que el 19 de noviembre de 1965, fecha más remota que se
registra, marca el inicio de una operación orquestada por el gobierno de
la isla “contra los jóvenes en edad militar que no aceptaban la doctrina
Castro-comunista, no irían a las filas regulares de ejército, ni
renunciarían a su fe en Dios”.

Los homosexuales también fueron segregados en las UMAP.

Según Izquierdo, que cumplió más de dos años en las UMAP, “aunque el
gobierno nunca ha abierto los archivos”, en las redadas que se
produjeron a lo largo de la isla cayeron “entre 25,000 y 30,000 jóvenes”
que fueron enviados a campos de trabajo en la provincia de Camagüey.

“Las UMAP se desmantelaron el 31 de julio de 1968 por la presión
internacional”, agregó Izquierdo, que fungió de maestro de ceremonias en
el Memorial Cubano.

Tras escucharse los himnos de Estados Unidos y Cuba, el coordinador de
la Asociación presentó a un grupo de veteranos de la AMCVA (American
Missile Crisis Veterans Association) que portó las banderas
estadounidenses y cubanas en honor a las víctimas de las UMAP.

Luego del minuto de silencio, se produjo la intervención del Dr. Raúl
Inda, en cuyo discurso culpó a esos “siniestros campos” de la muerte de
“decenas de compatriotas que fueron fusilados, asesinados a mansalva y
ahorcados, y de los suicidios de los miles que fueron salvajemente
torturados”.

“No hay cifras de nada. Se quemaron todos los archivos y una gran
mayoría de las víctimas no quiere hablar de eso”, dijo Inda, quien con
19 años fue enviado a los campos. “Ha sido otra página del capítulo más
negro de ese sistema que impera en Cuba hace más de cinco décadas”.

El médico calificó de “cómplices” a “casi todos los mandatarios de este
continente que ante los muertos inocentes [de las UMAP] aún viran la cara”.

En el evento se encontraba Francisco García Martínez, fundador del
Memorial Cubano y gestor de la Asociación UMAP, en 1995, quien dijo que
la creación de esta obedeció al desconocimiento que existía sobre el tema.

“La tiranía se encargó de propagar por el mundo que éramos una lacra
social que no podía permitir que estuviera en la calle porque en ese
momento se estaba creando ‘el hombre nuevo’ ”, evocó García Martínez,
otro de los confinados a los campos, quien comparó las UMAP con “un
laboratorio del terror”.

Desde Nueva York, el dramaturgo Héctor Santiago recordó, vía telefónica,
que “hasta allí fueron a parar artistas y personal de la industria del
espectáculo cuyas profesiones eran consideradas propias de homosexuales
por los funcionarios”. También rememoró que a los homosexuales se les
sometía a procedimientos “de reconversión sexual, a base de
electroshocks y shocks insulínicos, para devolverles la identidad
heterosexual”.

Roberto Alburquerque, que pertenecía a la resistencia interna antes de
que lo enviaran a los campamentos de Camagüey, comentó que la creación
de las UMAP fue “una reacción cobarde del gobierno al ver que la
juventud estaba rebelándose”.

Pero en el Memorial Cubano no solo se escucharon las intervenciones de
representantes de varias organizaciones cubanas del exilio. Entre los
invitados se encontraba el ecuatoriano Gustavo Lemos, activista del Foro
Ecuador, que calificó las UMAP como una “infamia”.

“Tuve que mudarme a Miami para saber que existía esa infamia de las
UMAP, algo que no se sabía en mi país”, dijo Lemos.

Por su parte, la boliviana Eva Sara Landau, de Solidaridad sin
Fronteras, agradeció la invitación aseverando que “veremos una Cuba
libre”. La activista coordina la salida de Bolivia hacia Estados Unidos
de médicos bolivianos y cubanos que han roto sus vínculos con la isla.

En el cierre del evento, el reverendo Orlando Colás, fundador de la
Iglesia Bautista de Westchester, hizo una invocación por la libertad de
Cuba, no sin antes recordar que buena parte de los presioneros de las
UMAP que pertenecían a diferentes denominaciones religiosas “aún no se
han olvidado de aquella ignominia”.

Colás era el pastor de la Iglesia Bautista de Palma Soriano, en la
entonces provincia de Oriente, cuando fue llevado a las UMAP. Gracias a
la gestión de las iglesias bautistas estadounidenses, a los 14 meses
logró salir de Cuba con su esposa y sus tres hijos.

“Fueron momentos de sufrimientos y tristeza para los que pasamos por
aquel lugar. Pero teníamos a Dios, había fraternidad”, expresó el
reverendo. “Vamos a orar como lo hacíamos en las UMAP a escondidas”.

Siga a Arturo Arias-Polo en Twitter: @arturoariaspolo

Source: Conmemoración del 50 aniversario de la creación de las UMAP | El
Nuevo Herald –
www.elnuevoherald.com/noticias/sur-de-la-florida/article45806840.html

Tags: , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *