Los campos de concentración de Castro
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.

Sigue al dinero

Sigue al dinero
abril 6, 2016 11:18 am·

Santos Suárez, La Habana, Frank Cosme, (PD) Aquellos que gustan de las
películas de acción y policíacas, la frase que da título a este artículo
seguro la han oído frecuentemente.

Ciertamente es una norma del FBI y otras agencias policíacas del mundo
“seguir el dinero” cuando se trata de atrapar criminales, porque los
dólares, sobre todo cuando son en cantidades millonarias, es lo que más
mueve a los individuos poco escrupulosos.

La mítica banda de los Rollings Stones, que bien pudieran nombrarse The
Rolling Round Stones (Las Piedras Rodantes Redondas), ha realizado
recientemente un concierto en Cuba.

No son solo una banda de rock, sino un imperio comercial desde 1989 y
todo lo que hacen es un negocio redondo de millones.

La función habanera la efectuaron exactamente el 25 de marzo, viernes
santo, a las 8 PM.

A esa hora millones en el mundo, incluyendo a los cristianos de Cuba de
todas las tendencias y hasta los santeros, que siempre han respetado la
Semana Santa, rezaban en recordación de aquel Cristo que murió en la
cruz hace 2016 años.

No nos pasó nunca por la mente a muchos de mi generación, que esta
célebre banda de rock, al igual que The Beatles y otras más que oíamos
clandestinamente en una época de persecuciones por escuchar esta “música
imperialista americana”, iban a venir 50 años después a hacerle el juego
precisamente a aquellos que prohibieron y persiguieron a los que oían
estos grupos musicales.

Una época que incluyó decomiso de discos en plena calle, rotura de
pantalones pitusas (jeans), suspensión por la policía previa aviso del
CDR de cuanta fiestecita de pepillos estuvieran tocando “música
imperialista” y por último, unas apropiadas vacaciones en las UMAP,
“para reeducarlos”, a aquellos que estos mismos CDR señalaban como más
fanáticos de esta música.

Para remachar el clavo, el concierto también lo efectuaron un Viernes
Santo, sagrado para una buena parte de la población, donde se demostró
que al gobierno poco le importa el respeto que dice tener ahora por la
religiosidad en Cuba.

Demuestra también que cualquier cosa puede suceder en Cuba con tal de
hacer dinero y al mismo tiempo entretener a la población con este
moderno Pan y Circo.

Todos los que de alguna manera sufrimos discriminación y acoso por
confesar una fe nos hemos sentido doblemente insultados como cubanos y
como cristianos, porque ha sido una falta de respeto de estos músicos
británicos celebrar en Cuba un concierto en un día tan señalado para la
cristiandad.

Un contraste con la recordación y solidaridad hacia la lucha que
sostiene la sociedad civil cubana por sus derechos, efectuados por las
iglesias cristianas (católicos y evangélicos) de Praga, donde decenas de
checos se dieron cita en el puente de Carlos la víspera de la Semana Santa.

No voy a extenderme mucho sobre la participación del público cubano y
hasta extranjero, compuesto mayoritariamente por gente joven y algunos
tembas (viejos) de similar edad a los integrantes de esta banda. Ya se
ha escrito bastante mierda sobre el tema, sobre todo en el extranjero y
es de todos conocido.

Pero, ¿casualidades de la vida?, aparecieron por acá estos músicos
británicos conectados con la visita y el show mediático del carismático
presidente Obama buscando el triunfo con este “legado” de un candidato
demócrata en las elecciones del próximo año.

Acostumbrados como están algunos por los medios cubanos hace décadas, en
que primero te “marean” con un espectáculo artístico, para luego después
influir en lo político, esta vez contó con una innovación, la copia de
este método por parte de los yankees.

Conversaciones por teléfono de Obama con el humorista Pánfilo, juego de
pelota, reuniones con todo el mundo y declaraciones optimistas, donde
muchos se marearon, incluyendo a algunos opositores que deberían saber
por nuestra historia y la del mundo, que otros presidentes también
“carismáticos y populares” como los Roosevelt o los Kennedy han dejado a
todos colgados de una brocha.

Pero regresemos a los Rolling Stones.

En una publicación on line española, El Confidencial, uno de sus
redactores, Leopoldo Abadía, notable por sus certeros análisis
económicos, precisamente “siguió la pista a este dinero” y encontró que
el aludido concierto fue financiado por otro FBI. Este no es el FBI
policíaco de EU o el Female Body Investigation de los pulovitos que usan
los jodedores, sino otro, el Fundashon Bon Intenshon de un tal Gregory
Elias.

Este Sr. está radicado en el “paraíso financiero” de Curazao, Antillas
Holandesas, y fue el financista de este concierto, el que aportó los 7
millones que costó el mismo, además de un Boeing 747 con un séquito de
350 personas, más 61 containers de todo el aparataje para este concierto.

Pero resulta que Mr. Elias es a su vez presidente de United Trust, la
empresa líder en asesoría financiera en este paraíso fiscal del Caribe,
una entidad “capaz de sortear las situaciones financieras más
desafiantes del mundo”, según reza su propaganda.

Uno de los negocios de la United Trust ciertamente son los yates
privados y cruceros. Cuba, por su estratégica posición, ya se ha
convertido en parada turística de estas embarcaciones.

Cuando los Rolling Stones decidieron en 1971 desviar sus ingresos para
evadir el fisco en Gran Bretaña, escogieron precisamente a Curazao,
creando una empresa pantalla, Promogroup, y convirtiéndose de hecho en
pioneros de la ingeniería fiscal, léase evasión de impuestos.

Ciertamente los Rolling Stones ya no son aquel grupo de muchachos
desafiantes de los años 60, son una corporación, una máquina de hacer
dinero.

Observando su asociación con Gregory Elias, “capaz de sortear
situaciones financieras desafiantes”, como dice la publicidad, más los
constantes viajes a La Habana de Mick Jagger, accionista de la United
Trust, no veo en esto más que otro negocito redondo y rodante de estos
Rolling Round Stones en este río revuelto llamado Cuba.
glofran864@gmail.com; Frank Cosme

Source: Sigue al dinero | Primavera Digital –
primaveradigital.net/sigue-al-dinero/

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *